domingo, 3 de enero de 2016

Mud Mask, de Sephora

Hoy dispongo de un poco más de tiempo para escribir en el blog y me he metido en la pestaña de borradores con la intención de terminar algunas entradas pendientes.
Hace varias semanas probé un par de muestras de la mascarilla facial purificante y matificante de Sephora (Mud Mask). Cada muestra venía en un sobre de 3 ml, cantidad suficiente para cubrir bien el rostro. En su momento, subí la foto de las muestras a Instagram pero aquí pongo una foto del producto tal y como se vende en Sephora, que este año ha adelantado las rebajas.


Fuente

Tengo la piel sensible y temía que esta mascarilla fuese demasiado fuerte pero la verdad es que me ha ido bien. Como su nombre indica, tiene aspecto de barro. Se extiende con un suave masaje y se deja secar unos 5-10 minutos, pasando de gris oscuro a gris claro. Después, se retira con agua caliente. Para retirarla, he utilizado un pañito de microfibra de The Body Shop humedecido. La piel queda con una sensación de limpieza profunda, aunque ligeramente tirante (nada que no resuelva un poco de tónico o la crema hidratante habitual). ¿La compraré? Es posible porque me ha gustado el resultado.

2 comentarios:

  1. Tiene una pinta estupenda, aunque voy más que servida de mascarillas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo ahora sólo tengo la mascarilla de arcilla rosa de Clarins (mi favorita de todos los tiempos) pero es un poco cara y me estoy planteando comprar la de Sephora cuando tenga que reponer.
      :-)

      Eliminar