domingo, 28 de agosto de 2016

Gillian Flynn

Gillian Flynn es una periodista y autora, hasta el momento, de tres novelas de intriga:
  • Heridas Abiertas - Título original: Sharp Objects (2006)
  • Lugares Oscuros (publicada en una primera edición como La llamada del Kill Club - Título original: Dark Places (2009)
  • Perdida - Título original: Gone Girl (2012)

Este verano he leído las dos primeras; la tercera la leí cuando fue publicada en español.

Una foto publicada por Laylah (@laylah.night) el


... SPOILERS, SPOILERS, SPOILERS...

No voy a resumir las novelas sino a comentar mis impresiones para quien también las haya leído.

La primera que leí, Perdida, fue llevada al cine enseguida (2014). Son dos novelas en una: primero, la historia vista desde la perspectiva del marido; después, vista desde la esposa. La primera parte se me hizo muy lenta pero me habían regalado el libro y seguí leyendo. La segunda parte se me hizo muy intrigante y no podía dejar de leer. La verdad es que la primera parte era necesaria y se ve de otra manera conforme avanza la segunda. Esta novela me dejó mal cuerpo por la maldad de la protagonista y por la indefensión de él, que queda a merced de una psicópata. Creo que podría considerarse una novela feminista pero NO porque las mujeres tengamos "derecho" a ser unas maltratadoras sino porque, al ser el hombre el que sufre el hostigamiento, algo que suele verse poco, llama más la atención la maldad de quien ejerce la violencia y hace reflexionar sobre ese fenómeno.

La segunda, Heridas Abiertas, me pareció menos pesada aunque tal vez por ser más corta. Sin embargo, a veces se repetía mucho contando las mismas cosas y daba demasiadas pistas sobre quién podía ser "la mala", oscilando entre dos personas. Coincide con la anterior en que la protagonista también está destrozada por personajes femeninos sin escrúpulos y el final deja con mal cuerpo porque, de alguna manera, ella sigue quedando expuesta a una relación tóxica.

La tercera, Lugares Oscuros, también fue llevada al cine (2015), posiblemente para aprovechar el tirón. A mí, personalmente, es la que más me ha gustado. Hay más personajes cuyos puntos de vista conocemos, por lo que se hace menos pesada. La intriga te atrapa enseguida y no te suelta hasta el final. Y el final, como parece ser una marca de la casa "Gillian Flynn", incluye la impunidad de una mujer malvada aunque la protagonista la compadece y justifica. Por otra parte, la novela refleja bien los sentimientos de personas muy diferentes en situación de pobreza e invita a pensar en cómo se vive la desigualdad social "desde abajo" (sobre este tema me extenderé en otra entrada).

Estas novelas no son "bonitas" ni "agradables". Contienen violencia verbal y física (incluyendo el asesinato). Son thrillers que, por lo menos a mí, me han atrapado desde aproximadamente la mitad de su lectura y me han sorprendido con sus finales. Porque sus finales van más allá de quién es el/la culpable. Por ejemplo, en Perdida se sabe que la esposa es "la mala" desde que empieza su punto de vista hacia la mitad del libro. Sin embargo, el final te golpea y se hace difícil de olvidar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario